martes, 30 de agosto de 2011

bah...


Me estoy hundiendo en esta mierda de arena y apenas puedo sostenerme en pie.
Quizá esté un poco perdido en este sueño y lo que más necesitara ahora fuera que me abrazaras porque tengo miedo a la soledad.
Estoy asustada de quizás ser la única sombra que vea en la pared, asustada por el ritmo de mi corazón que cada vez late mas débilmente.
No se estar sola.
Si no tengo nada, te tengo a ti.
Si no tengo algo me importa una mierda, lo tengo contigo.
Y realmente somos tú y yo y es lo que nos quedará cuando el mundo acabe.
Cuando mis días parezcan triste solo acercame a ti y no me dejes escapar.
Es un poco raro decir esto pero no sé cuando voy a morir pero si algún día tengo que morir espero morir contigo e incluso por ti.
Sabes? no tenemos más que amor pero sinceramente no necesito nada más, con eso es suficiente.
Lo que se va vuelve a venir.
Hubo un tiempo en el que pensaba que lo hacías todo bien, hubo un tiempo en el que creí que no había mentiras ni tan siquiera errores, ilusa, debí haber perdido la cabeza.
Y cuando pienso justo en ese momento en el que estuve apunto de darte mi amor te comportaste como un idiota gracias a dios lo dijiste “estoy harto de ti” y así que sabes que? que te deseo lo mejor del mundo.
Te quise, te quise tanto y estoy a la vez tan dolida por eso, que triste, y saber que a ti también te duele todo esto, pero sinceramente te crees que esto a mi me importa?, esperabas que me importara? Esta situación me supera ni siquiera, ni siquiera te mereces mis lagrimas, quizás porque nunca las hubo y quizás porque jamas debí haber derrochado una por ti y ahora puedo decir que sinceramente te convertiste en la mejor cosa que nunca tuve y quizás yo seré siempre la mejor cosa que nunca tuviste.
Podría llegar a odiarte pero no lo haré.

No hay comentarios:

Publicar un comentario